viernes, 7 de marzo de 2008

¿Qué me pasa, doctor?


Dolorido y cansado. Muy cansado. Agotado. Tanto es así que el último kilometro y pico, el del enfriamiento, lo he hecho andando y he llegado a ponerme a 183 pulsaciones.

Como esto siga así, Londres se ha terminado, punto.


Un abrazo


Nacho

5 comentarios:

comb dijo...

Nacho, no te preocupes. Lo normal es que sea una de dos: o es sobre entrenamiento (más que nada por lo de las pulsaciones altas) y se cuida reposando un par de días y dándole zapatilla fuerte al tercero (ayer Jesús Amodia me contaba que eso le pasó la semana pasada). O simplemente de tener un día malo. A mí el lunes, que corrí 70', a eso de 5:20'/km y que me costó Dios y ayuda terminar el rodaje, cuando iba subiendo por O'Donell simplemente agotado me puse a andar durante 5 minutos, retomé la carrera en el paseo de Fernán Núñez. El miércoles estaba a tope haciendo las series cortas y ayer viernes las largas (que ya sabes son mi pesadilla) las hice en 4:36 los primeros 5000 (algo más lento de lo marcado por Eli, 4:30) y en 4:17 los segundos (frente al objetivo de 4:25)

Keep running!

Cami dijo...

Nacho, si, keep running, tranquilo, si no puedes baja el pistón y volveras a recuperar tu estado de forma y sobre todo las ganas

guillermo dijo...

Nacho, no seas tan drástico. Se entiende tu desánimo, pero dále fuerte, que aún tienes cuatro semanas bien buenas por delante y la última para ponerte a tono del todo.
Pain is temporary, glory is forever!!

Peregrino dijo...

joeeeeer. Nos ha debido entrar un virus en el blog, y alguien está suplantando a Nacho. Mira que es torpe el tío, que ha ido a escoger al único que colaría que no escribiese un post como este. Voy a hablar con blogspot para que lo solucionen inmediatamente

Ignacio B. dijo...

Tranquilidad y paciencia. No es tiempo de tomar decisiones, sino de buscarte un buen fisio y ponerte en sus manos. Para el dolorido, es más útil el tiempo en el fisio que el tiempo entrenando. A partir de ahí, a ver si remiten los dolores y molestias y te da tiempo a recuperar el tiempo perdio. Tranquilidad, paciencia y... suerte!